Cascais es uno de esos lugares turísticos con encanto que nos encontramos en Portugal. Es un lugar muy recomendable para el verano por ejemplo, porque tiene un gran parecido a zonas turísticas de España. En primer lugar podrás disfrutar de la playa de Cascais, que es una buena forma de conocer Cascais, disfrutar de un buen baño y de un día de sol. Si dispones de tiempo, que seguro que sí, no te puedes perder uno de los platos locales con más tradición. Se trata de las sardinas asadas, que las podrás comer en los muchos chiringuitos.

cascais.jpg

Estos chiriniguitos son estupendos para comer muy buen y además a precios más que económicos, con hermosas vistas y disfrutando del ambiente de Cascais, que es una verdadera maravilla y seguro que te agradrá mucho poder descubrir. Además de la playa de los chiringuitos, en Cascais hay otras cosas que ver, pero antes termina tu sardina y disfruta de las vistas. En Cascais hay diferentes monumentos que merecerá mucho la pena, para hacer así alguna que otra visita cultural, que siempre es apetecible después de haber estado en la playa y disfrutado de unas buenas sardinas.

Cascais es un destino donde abunda lo natural y las vistas hermosas que nos muestra la naturaleza, por lo que es un lugar donde el turista podrá descubrir el lado más natural, además de sabroso, de Portugal. Es una visita muy interesante para acompañarla con otras a ciudades cercanas, para así poder visitar diferentes ciudades y poder descubrir otros sitios de Portugal este verano, porque seguro que es un país que te merecerá la pena descubrir y disfrutar en ellos, sobre todo muy agradable en verano.